I moved from broken to beautiful, and you can too. I’ve endured many challenges and trials in my lifetime and have experienced fear, anger, discouragement, depression, and at times even despair. I struggled to forgive God and those who hurt me. I understand those emotions. Through those difficulties, God gave me a compassion for people and a desire to help others move from broken to beautiful.

What Are You Thankful for?

What Are You Thankful for?

Psalm 95:2-3: “Let us come before him with thanksgiving and extol him with music and song. For the LORD ...

Read More

¿Para Qué Das Gracias?

¿Para Qué Das Gracias?

Salmos 95:2-3: “Lleguemos ante él con acción de gracias,
 aclamémoslo con cánticos. Porque el Señor es el gran Dios,
el ...

Read More

Fond Memories of North Carolina

I drove to North Carolina and spoke four times in three days. The weather was beautiful. The cold spell didn't ...

Read More

Will You Comfort Others?

Will You Comfort Others?

2 Corinthians 1:3-4a: “The . . . Father of compassion and the God of all comfort, who comforts us ...

Read More

¿Consolarás a Otras Personas?

¿Consolarás a Otras Personas?

2 Corintios 1:3-4: “El . . . Padre misericordioso y Dios de toda consolación, quien nos consuela en todas ...

Read More

Category Archives: Iglesia

Un Espíritu Renovado y un Corazón Renovado

Young Woman Standing with Arms Stretched Out Ezequiel 11:19: “Yo les daré un corazón íntegro, y pondré en ellos un espíritu renovado. Les arrancaré el corazón de piedra que ahora tienen, y pondré en ellos un corazón de carne.”

Narcisos de color amarillo brillante oscilan en mi yarda de enfrente y por todas partes de la región. Los cornejos han germinado y forman un arco de flores de color rosado y blanco en la carretera. Todo se parece nuevo y bello. La región se ha vuelto a la vida después de un invierno frío y sombrío.

Nosotros también podemos volvernos a la vida. Podemos parecernos nuevos y bellos porque Dios trabaja en nostros por Jesucristo.

En ese trabajo, Dios nos da “un corazón íntegro.” Cuando tenemos un corazón íntegro, ponemos a Dios primero en nuestras vidas. No somos divididos entre el camino del mundo y el camino del Señor. La decisión de escoger el comportamiento pío en vez del impío se hace más fácil, porque queremos a Dios y queremos servirlo.

Ese espíritu renovado es el Espíritu Santo. Cuando invitamos a Jesucristo en nuestras vidas, el Espíritu Santo vive dentro de nostros. Podemos apagar el Espíritu Santo por complacencia, componenda, o condenación de sí mismo o de otros. Por otra parte, nuestros pensamientos, nuestras palabras, y nuestras acciones pueden avivar el fuego del espíritu renovado por la oración diaria y el estudio bíblico, la comunión unos con otros, y la confesión de nuestros pecados directamente a Dios, nuestro Padre celestial.

Dios también dice que nos arrancará “el corazón de piedra.” Al corazón de piedra le faltan la compasión y la bondad por sí mismo y por otros. El corazón de piedra guarda rencor y deja escapar el veneno de amargura, ira, y la falta de perdón. Una persona con un corazón de piedra pueda asistir a la iglesia el domingo, pero es la única cosa que la persona hace para reconocer a Dios y a otras personas.

Después de que Dios arranque el corazón de piedra, nos pondrá en nosotros “un corazón de carne.” Ese corazón está vivo con amor para Dios y compasión para los demás. Un corazón de carne lata por Dios y sus hijos y ora por los que no viven por Dios.

Amado Dios, por favor, dame un corazón íntegro. Amén.

Aplicación: ¿Qué harás esta semana para mostrar que tienes un corazón de carne?

Derecho de propiedad literaria © por Yvonne Ortega el 18 de marzo de 2013

Dones a Cada Uno

Four Red Gift Boxes

1 Corintios 12:7: “A cada uno se le da una manifestación especial del Espíritu para el bien de los demás.” “No puedo servir en la iglesia. No tengo ningunos dones.” ¿Has dicho eso antes? ¿Qué dice la palabra de Dios? Según este versículo, “cada uno” ha recibido una manifestación. No dice “algunos” o “unos pocos…

Corazón, Disposición, y Pensamiento

Gold Mask

1 Crónicas 28:9: “Y tú, reconoce al Dios de tu padre, y sírvele de todo corazón y con buena disposición, pues el Señor escudriña todo corazón y discierne todo pensamiento.”  ¿Cuál es la temperatura de tu devoción a Dios? ¿Vas a la iglesia porque “la gente buena” va o porque es bueno para tu negocio?…

A Ti, Señor, Elevo Mi Clamor

Grieving woman

Salmo 130:1: “A ti, Señor, elevo mi clamor
desde las profundidades del abismo.” Newtown, Connecticut. Estas dos palabras traen escenas de horror y de angustia. ¿Cómo podría ocurrir algo tan trágico en una escuela primaria? ¿Por qué ocurrió? ¿Cómo podemos evitar que una persona con problemas mentales o emocionales no cometa acciones de violencia? Quizás nunca…

De Una Manera Digna

Filipenses 1:27: “Pase lo que pase, compórtense de una manera digna del evangelio de Cristo.” Las palabrotas salieron una trás otra de una mujer en el centro de compras. Di vuelta para ver lo que pasaba. Me puse triste cuando reconocí a una mujer cristiana de una iglesia local. Hablé a una amiga nueva de…